22 de septiembre de 2014

México.- Televisa despide a su corresponsal en Michoacán por reunirse con 'La Tuta'

MÉXICO DF, 22 Sep. (EUROPA PRESS) -

Televisa ha despedido a su corresponsal en Michoacán, Eliseo Caballero Ramírez, por reunirse con el líder de Los Caballeros Templarios, Servando Gómez Martínez, alias 'La Tuta', organización criminal que ha tomado 'de facto' este estado mexicano.

La cadena mexicana ha reaccionado así al vídeo difundido este lunes por la periodista de MVS Noticias Carmen Arístegui, que muestra a Caballero Ramírez y a José Luis Díaz Pérez, director de la agencia de noticias Esquema, dando consejos a 'La Tuta' sobre cómo llevar la comunicación de Los Caballeros Templarios y pidiendo dinero.

Televisa ha informado poco después en un comunicado de que el pasado 19 de septiembre Caballero Ramírez se puso en contacto con sus jefes para advertirles de la existencia de este vídeo, confirmando su autenticidad, y les prometió que les daría explicaciones sobre este encuentro, pero nunca llegó a hacerlo.

Tras ello, el medio de comunicación denunció la reunión con 'La Tuta' ante las autoridades judiciales "dada la gravedad de los hechos".

"Mientras deslindan las responsabilidades correspondientes, Noticieros Televisa decidió dar por terminados los servicios que nos prestaba la agencia de noticias Digital Diprosa a través de Caballero Ramírez", ha dicho Televisa.

Además, ha asegurado a su audiencia "que puede tener certeza de que no tiene cabida en esta organización quien viole la confianza y vulnere la credibilidad que el público día a día confiere a Noticieros Televisa".

Desde que el Gobierno mexicano lanzó un operativo de seguridad en Michoacán, el pasado mes de enero, autoridades y medios han especulado varias veces con la muerte de 'La Tuta', sin que nunca se llegase a confirmar este extremo. Servando Gómez Martínez apareció en otro vídeo difundido el pasado mes de julio.

A principio de año comenzó una de las peores crisis de seguridad que ha vivido Michoacán debido al levantamiento de los llamados grupos de autodefensa para expulsar a Los Caballeros Templarios, que habían tomado el estado 'de facto'.

En este contexto, el Gobierno de Enrique Peña Nieto desplegó a las tropas federales y creó un cargo específico para supervisar las tareas de seguridad en Michoacán, al tiempo que invitó a los grupos de autodefensa a sumarse a la lucha contra el crimen organizado.