21 de febrero de 2007

México.- Versiones contradictorias desde las autoridades mexicanas sobre la situación del narcotráfico

CIUDAD DE MÉXICO, 21 Feb. (EUROPA PRESS) -

El secretario de Defensa de México, Guillermo Galván, aseguró que están ganando la batalla contra el narcotráfico y que las autoridades han llegado hasta sus bases de operación y económicas. Sin embargo, el fiscal general, Eduardo Medina, reconoció que el país se enfrenta estos días a una escalada del crimen organizado "sin precedente" en su historia y que ningún estado está a salvo del impacto de la delincuencia.

Ayer, durante una visita al Senado para participar en la inauguración de la exposición 'Un Ejército para la paz', Galván explicó que son precisamente los golpes dados al narcotráfico lo que explica la reacción violenta de la delincuencia organizada.

En este sentido, destacó que las Fuerzas Armadas no van a ceder en su empeño por alcanzar el éxito que quiere el Gobierno, aunque admitió que esta lucha no estaría exenta de eventos o atentados como el ocurrido en Nuevo Laredo (estado de Tamaulipas), donde fue tiroteado el diputado federal del Partido Revolucionario Institucional (PRI) Horacio Garza, resultando herido de gravedad.

A pesar de estas acciones de la delincuencia organizada, el secretario de Defensa rechazó que el Estado mexicano haya sido rebasado o que esté en desventaja ante los delincuentes, según informa el diario local 'El Universal'.

"La reacción de estos narcotraficantes es porque están sintiendo los efectos de la campaña que se está realizando con todo ímpetu; estamos afectando su base de operaciones, su base económica, fuertemente, y a esto se debe su reacción", señaló.

Mientras tanto, el fiscal general reconoció, durante su participación en la sexta Reunión de Procuradores de Justicia de la Zona Centro-Occidente, que "es evidente para todos los ciudadanos, que hoy en día" México se enfrenta a "una escalada del crimen organizado sin precedente" en la historia del país, y que la lucha contra este problema "es y será una batalla ardua que llevará años".

Medina coincidió con el secretario de la Defensa en los duros golpes que ha sufrido el crimen organizado gracias a los operativos puestos en marcha por las autoridades, pero indicó que "la complejidad de la transformación estructural por la que atraviesa el narcotráfico, con caída de ingresos por las fuentes tradicionales y una evolución hacia modelos criminales más territoriales, y el incremento de la violencia que traen asociados estos cambios, lo convierten en el principal generador de percepción de inseguridad que sufre la población en diversas regiones del país".

Por su parte, Galván sostuvo que, aunque la batalla dure años, "como lo ha dicho el señor presidente", la va a ganar el Estado mexicano, porque ha formado un frente con todas las entidades del Ejecutivo federal.

Incluso, dio por seguro que en esta lucha la balanza se está inclinando a favor de las autoridades. "Estamos en ese propósito de empeñar todos nuestros recursos para lograr el éxito que quiere el presidente", afirmó el secretario de Defensa.