4 de marzo de 2016

Miles de personas marchan para pedir justicia por las dos turistas argentinas

Miles de personas marchan para pedir justicia por las dos turistas argentinas
TWITTER/@AHAUDET

BUENOS AIRES, 4 Mar. (Notimérica) -

Más de 10.000 personas han marchado en la ciudad argentina de Mendoza para pedir que se esclarezca la muerte de Marina Menegazzo y María José Coni, dos jóvenes turistas argentinas que fueron halladas muertas la semana pasada en Ecuador.

Los manifestantes han marchado en silencio, con velas y carteles en las manos para exigir justicia para las dos argentinas. Los cuerpos de ambas deben ser aún reconocidos por sus familiares y repatriados, ha informado el diario argentino 'La Nación'.

La Policía cree que las jóvenes, encontradas muertas en un balneario de la provincia de Santa Elena, en el suroeste de Ecuador, fueron asesinadas por dos hombres, quienes han sido detenidos. Sin embargo, los familiares y allegados de las argentinas rechazan la versión policial y sospechan que ambas podrían haber sido víctimas de una red de trata de personas.

Bajo el nombre de 'Todos por Marina y María José' y con el lema de 'Ni una menos' --utilizado para hacer referencia a las víctimas de feminicidios-- los manifestantes han acompañado a los familiares de las víctimas.

"Quiero justicia no sólo por mi hija sino por todas las mujeres mendocinas que puedan sufrir lo mismo. Eso sí, les aseguro que ninguna mujer mendocina va a volver a este lugar", ha manifestado el padre de María José al diario argentino 'La Nación'.

Por su parte, la hermana de Marina, Paula Menegazzo, ha hecho referencia a las sospechas que tienen los familiares de la manipulación de pruebas en el caso. "Es vergonzoso todo lo que se ha hecho. No se puede permitir el manoseo de pruebas y evidencias. Basta de trabas, no sabemos nada, y queremos la verdad. No vamos a parar".

Cuatro peritos de la Policía Federal Argentina viajaron este jueves a Ecuador para sumarse a la investigación e intentar esclarecer la muerte de las dos jóvenes, que ha conmocionado a la sociedad argentina.

EL CASO

Marina y María José pasaban sus vacaciones en la localidad costera de Montañita y el lunes de la semana pasada avisaron a sus familiares de que estaban a punto de partir hacia Lima, Perú, para coger un avión de vuelta a Argentina. Este fue el último contacto que tuvieron con ambas.

Días después la Policía ecuatoriana informó de que las jóvenes habían sido halladas sin vida dentro de bolsas, golpeadas y apuñaladas, en un descampado de la famosa localidad balnearia, a unos 250 kilómetros de Guayaquil.

Según informó el Ministerio de Interior de Ecuador, los dos sospechosos detenidos --uno de ellos se ha confesado culpable-- habrían conocido en un bar a las jóvenes, que se encontraban buscado un lugar para pasar la noche. Ambos les habrían ofrecido alojamiento y después las habrían asesinado.

Sin embargo, tanto los familiares como dos amigas que acompañaron a las dos jóvenes durante parte de su viaje rechazan esta versión. "Mis amigas nunca se hubieran acercado a gente así, mayor, con esos rasgos físicos. Hay argentinos viviendo allá. Si les hubiera pasado algo hubieran recurrido a gente que conocen y que saben que las van a ayudar", relató Sofía.

En América Latina son frecuentes los casos de jóvenes que son secuestradas por redes de tráfico de personas, que tienen tanto fines sexuales como laborales. Por desgracia, en muchas ocasiones, los secuestros y crímenes acaban sin resolverse.

Para leer más