12 de agosto de 2009

Mosquitos polizones amenazan vida salvaje en islas Galápagos

Por Ben Hirschler

LONDRES (Reuters/EP) - La vida salvaje única de las islas Galápagos está bajo amenaza de los mosquitos, por la llegada de estos transmisores de enfermedades en cantidades crecientes a bordo de aviones y embarcaciones turísticas, dijeron el miércoles investigadores.

Los expertos temen que la propagación del mosquito doméstico del sur (Culex quinquefasciatus) pueda tener el mismo efecto devastador en las Galápagos que el que tuvo en Hawái durante fines del siglo XIX, cuando las enfermedades acabaron con varias especies autóctonas de aves.

El mosquito fue visto por primera vez en los Galápagos a mediados de la década de 1980, pero en ese momento su presencia fue considerada esporádica.

En la actualidad, la investigación realizada por científicos británicos y ecuatorianos ha concluido que los insectos son, de hecho, transportados regularmente por avión y que viajan de isla en isla en embarcaciones, propagándose a través del archipiélago.

Pruebas genéticas también confirmaron que son capaces de sobrevivir y reproducirse una vez que arriban a su nuevo hogar.

"Más barcos y aviones van a las Galápagos cada año, y el riesgo de que algo sea introducido crece todo el tiempo", dijo el investigador de la Universidad de Leeds Simon Goodman.

"Que aún no hayamos visto impactos serios de salud en las Galápagos probablemente es una cuestión de suerte", agregó.

El mosquito doméstico del sur transmite enfermedades como la malaria aviaria, la viruela aviaria, y la fiebre del Nilo occidental.

El insecto llegó a Hawái en barriles de agua en embarcaciones balleneras, y transmitió enfermedades a las que se responsabiliza por la desaparición de varias especies locales de aves. Sólo 19 de 42 especies y subespecies de pájaros mieleros aún viven en Hawái.

Goodman y sus colegas temen que estén todos los elementos para una desaparición similar en las Galápagos, dado el rápido crecimiento en las rutas de transporte con el continente.

El turismo es una importante fuente de ingresos para las Galápagos y crece cerca de un 14 por ciento al año.

El Gobierno de Ecuador recientemente introdujo el rociado de insecticida con aviones sobre las Galápagos, pero los científicos dijeron que la efectividad del plan no está siendo monitoreada y que las reglas no se aplican a las embarcaciones de carga.

Los mosquitos son los últimos de una larga serie de invasores -invasión que incluye a ratas, cerdos salvajes, moscas y plantas- que han colonizado las islas del Pacífico, localizadas unos 970 kilómetros de la costa sudamericana cerca de la línea del ecuador.

El naturalista británico Charles Darwin desarrolló su teoría de la evolución en el siglo XIX después de estudiar la población animal única de las islas.