10 de noviembre de 2016

Las olas de calor podrían provocar la llegada del cólera a Uruguay

MONTEVIDEO, 10 Nov. (Notimérica) -

El cambio climático está provocando un aumento de la frecuencia e intensidad de las olas de calor en todo el mundo. Las altas temperaturas pueden llegar a provocar complicaciones en la salud de las personas, sobre todo entre los más mayores y los más pequeños.

Los drásticos cambios de temperatura, las precipitaciones o el viento pueden propiciar la aparición de enfermedades en sitios donde no existían antes, tal y como advierte la experta colombiana en temas de salud y cambio climático, Gilma Mantilla, al diario uruguayo 'El Observador'.

En este sentido, señala que los cambios atmosféricos que se están viviendo recientemente puede hacer surgir nuevas enfermedades en algunos países como Uruguay. "En el caso de Uruguay que el zika llegue, que el chikungunya llegue, que aumente la leishmaniasis o problemas a través de los alimentos o el agua. Podrían tener la posibilidad de tener cólera o salmonelosis", asegura al respecto.

También pueden aparecer complicaciones respiratorias o cardiovasculares asociadas a olas de calor o fríofruto del aumento de la contaminación provocado por el cambio climático. "Lo que se ha visto es todo lo que tiene que ver con hipertensión arterial, obesidad, diabetes, que son enfermedades que pueden generarse por la exposición al calor o agravarse", explica la experta colombiana.

Por ello, advierte de que los problemas derivados a estos cambios de temperatura deben ser atendidos rápidamente. "Lo importante es no ser reactivos y esperar a que todas las personas lleguen con el problema", apunta.

Postura compartida por el director de cambio climático del Ministerio de Vivienda, Ordenamiento Territorial y Medio Ambiente de Uruguay, quien asegura que se busca generar un mecanismo de alerta temprana que permita "con uno o dos días de antelación" conocer las posibilidades de que se produzca el fenómeno para poder alertar a la población y al sector salud para que se preparen.