24 de enero de 2021

Papa Francisco.- El Papa reza por un nigeriano sin hogar que murió "abandonado por todos" a causa del frío en Roma

Papa Francisco.- El Papa reza por un nigeriano sin hogar que murió "abandonado por todos" a causa del frío en Roma
21 December 2020, Vatican, Vatican City: Pope Francis arrives to lead an audience for the workers and employess of the Vatican City in Aula Paolo VI. Photo: Evandro Inetti/ZUMA Wire/dpa - EVANDRO INETTI/ZUMA WIRE/DPA - ARCHIVO

ROMA, 24 Ene. (EUROPA PRESS) -

El Papa ha pedido oraciones por Edwin, un nigeriano de 46 años que vagaba sin hogar por las calles de Roma y que falleció a causa del frío. Las autoridades encontraron su cuerpo inerte el pasado miércoles 20 de enero.

"Pensemos en la soledad que sintió Edwin, abandonado por todos. También por nosotros", ha señalado el Papa durante el ángelus de este domingo.

Y ha añadido: "En la misma situación se encuentran muchos, recemos por ellos. Quien deja morir a un mendigo por el frío, ese día no debería celebrar la misa, porque es como un Viernes Santo". El Papa ha dejado después de estas reflexiones un largo momento de oración.

Francisco ha presidido el rezo mariano de pie en la Biblioteca Apostólica del Vaticano, a pesar de haber sufrido un ataque de ciática, el segundo en menos de un mes. De hecho, este problema de salud le ha obligado a suspender parte de su agenda de este domingo y el próximo lunes.

Así, el pontífice no ha presidido esta mañana la misa del Domingo de la Palabra de Dios, ni tampoco estará presente el lunes en la oración de las Vísperas por la Semana de Oración por la Unidad de los Cristianos. Además, el encuentro previsto con el Cuerpo Diplomático acreditado ante la Santa Sede, previsto también para el lunes, queda aplazado.

Francisco ha recordado durante su catequesis el "paso del testigo" de Juan el Bautista a Jesús, con dos temas esenciales: 'El tiempo y la conversión'.

"Siempre que se habla de amor, se habla de libertad. Y siendo libre, requiere una respuesta libre, requiere la conversión", ha señalado el Papa. Así, ha manifestado que "se trata de cambiar de mentalidad y cambiar de vida" lo que se traduce en "no seguir más los modelos del mundo, sino el de Dios, que es Jesús".

El obispo de Roma ha explicado que el pecado trajo al mundo "una mentalidad que tiende a la afirmación de uno mismo contra los demás, e incluso contra Dios, y a este fin no duda en usar el engaño y la violencia".

Y ha agregado improvisando sus palabras: "Vemos qué sucede con el engaño y la violencia: poder, don de servicio, guerras, explotación contra la gente... esta es la mentalidad del engaño, que ciertamente tiene su origen en el gran mentiroso, el Diablo, el padre de la Mentira".