20 de febrero de 2008

Paraguay.-Si se confirma que un vaso de agua envenenada era para el presidente, el Ejército lo considerará un atentado

ASUNCIÓN, 20 Feb. (EUROPA PRESS) -

El jefe de la Corte Militar de Paraguay, Carlos Liseras, consideró este martes que de confirmarse que el vaso de agua con ácido muriático que el bebió el pasado viernes el presidente, Nicanor Duarte, tenía la intención de envenenarle, el acto sería considerado de "atentado contra la seguridad de las Fuerzas Armadas".

En declaraciones a una cadena de radio local, Liseras confirmó que de acuerdo a las pruebas realizadas en un laboratorio, el agua que bebió el mandatario paraguayo fue reemplazada por ácido muriático en un 30 por ciento.

El pasado viernes, el presidente Duarte, bebió un vaso de agua envenenada con ácido muriático, según confirmó el médico personal del mandatario, Carmelo González Doldán. Tras conocerse el hecho las Fuerzas Armadas abrieron una investigación.

"Cuando iba a tragar se percató de un gusto raro, por lo que optó por escupir, quedando con la sensación de una ligera quemadura", señaló el viernes pasado el doctor González Doldán, quien agregó que el presidente le comentó que recibió agua sin gas envasada, como de costumbre.

Liseras indicó hoy que con el resultado obtenido ahora se investiga si "la intención fue dirigida al jefe de Estado" o bien se trató de "una lucha entre empresas u otro tema".

El responsable castrense explicó asimismo que, según le indicó el médico especialista, el ácido encontrado en el agua del presidente, si hubiera estado en una concentración podría haber producido una anestesia de las glándulas salivales y el esófago que probablemente habría lesionado sus órganos internos".

Liseras afirmó que las investigaciones continúan en la cadena más próxima al presidente, que incluye a los camareros, cocineras y suboficiales que ese día estuvieron a cargo de la alimentación del mandatario, e indicó que posiblemente también se analizará a la empresa proveedora del agua mineral.