El piloto de 'El Chapo' cuenta a la jueza cómo el narco se convirtió en el mayor capo de la droga en México

El piloto de 'El Chapo' cuenta a la jueza cómo el narco se convirtió en el mayor capo de la droga en México
27 de noviembre de 2018 REUTERS / HANDOUT .

   CIUDAD DE MÉXICO, 27 Nov. (Notimérica) -

   El piloto de Joaquín 'El Chapo' Guzmán, Miguel Ángel Martínez, ha contado cómo era antes de convertirse en uno de los capos de la droga más conocidos del mundo. Este lunes el trabajador, también conocido como 'Tololoche', 'El Gordo' y 'Compadre' ha testificado en el juicio contra el narcotraficante mexicano.

   El hasta ahora líder del Cártel de Sinaloa contrató a Martínez en 1987, cuando solo tenía a 25 personas transportando droga para él. El empleado comenzó siendo piloto pero más adelante pasó a programar y dirigir los vuelos con la droga desde Colombia hasta México. 'El Gordo' entabló tan buena relación con su jefe que hasta llegó a convertirlo en padrino de su hijo.

   El expiloto ha revelado sobornos del narco a la Policía Judicial Federal de México. Según su testimonio, 'El Chapo' le pagó entre 20 y 30 millones de dólares al excomandante Guillermo González Calderoni, a cambio de información sobre las investigaciones policiales para escapar de las autoridades y localizar a sus enemigos. Estos hechos sucedieron durante el mandato de Carlos Salinas de Gortari (1988-1994). Además, ha detallado algunos de los viajes que realizaron juntos al país norteamericano para comprar aviones y negociar envíos de droga.

   

   "Yo sabía que (El Chapo) era el jefe (...) porque desde que yo lo conocía nos daba órdenes a todos", ha declarado Martínez. Esto contradice a la defensa del narco, que acusa a Ismael 'El Mayo' Zambada de ser el verdadero líder del cártel.

   Martínez vive desde hace años en Estados Unidos con una identidad secreta y su rostro no ha sido público durante su declaración en el juicio, a petición de la magistrada. Ha acusado a 'El Chapo' Guzmán de haber intentado asesinarlo tres veces durante su permanencia en prisión en México, donde sufrió varios ataques que casi le cuestan la vida.

   El juicio contra el mexicano se está desarrollando ante el Tribunal Federal de Brooklyn (Nueva York) en condiciones de máxima seguridad. Esta es la tercera semana de proceso judicial, que en total está previsto que dure más de cuatro meses.

Contador