22 de marzo de 2016

Varios casos de supuestas adopciones ilegales salen a la luz en Nicaragua

Varios casos de supuestas adopciones ilegales salen a la luz en Nicaragua
PILAR OLIVARES / REUTERS

MANAGUA, 22 Mar. (Notimérica) -

Cada vez más familias nicaragüenses temen que el Gobierno del país les quite a sus hijos por supuesto abandono. Esta situación, que apunta a la existencia de un creciente número de adopciones ilegales en el Estado, ha salido a la luz gracias al Centro Nicaragüense de Derechos Humanos.

Según dicha institución, en los últimos meses han recibido seis denuncias, las cuales incluyen al menos ocho niños, de personas a las que les fueron sustraídos sus hijos por el Ministerio de la Familia, alegando razones de abandono.

Sin embargo, la organización denuncia que la institución no está siguiendo el proceso de manera adecuada.

De acuerdo con el Código de la Niñez y la Adolescencia, el Ministerio de la Familia deberá brindar protección cuando un menor se encuentre en situación de riesgo, recurriendo en ese caso a la adopción.

En estos supuestos, la primera opción serían sus familiares consanguíneos, antes que buscar una familia adoptiva sin relación alguna con los padres del menor. Sin embargo, el organismo considera que este proceso se está omitiendo, o se está llevando a cabo de manera irregular.

"Los casos que tenemos dicen que los dieron en adopción o están para darse en adopción y nosotros no tenemos participación de eso", aseguró a 'CNN' el miembro del Centro Nicaragüense de Derechos Humanos Gonzalo Carrión.

EL CASO DE FRAYDELL CASTILLO

Una de las afectadas por estas acciones es la familia de Fraydell Castillo, quien reclamó por varios medios que la devolvieran después de que fuera sustraída por el Ministerio de Familia.

Cuando las autoridades llegaron a por la niña, ésta se encontraba al cuidado de su abuela materna, Ana Francisca Gómez, ya que su madre trabajaba como empleada doméstica.

Ante esto, el abogado de la familia, Edgard Araúz, aseguró que no fueron comunicados que el Ministerio entabló un proceso para declarar a la menor en desamparo. Además, el juicio se realizó en la ciudad de Jinotepe, al otro lado de su lugar de residencia, la población rural San Juan de Limay.

"Debió haber sido en todo caso en la cabecera departamental, que es Estelí, o en su defecto en su defecto el lugar donde está asentado en el Consejo Nacional de Adopción, que en este caso no es este municipio, sino que debió haber sido en Managua", denunció.

Por el momento, la familia únicamente puede apelar la sentencia y esperar que la niña no sea dada en adopción de manera irregular.

Para leer más