7 de mayo de 2010

Venezuela.- La CIDH insta al Estado venezolano a adoptar medidas para reducir los brotes de violencia en las cárceles

CARACAS, 7 May. (EUROPA PRESS) -

La Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) instó este viernes a las autoridades venezolanas a adoptar las medidas de seguridad necesarias para evitar nuevos brotes de violencia en las cárceles, en alusión a una disputa en el Centro Penitenciario Occidente del estado de Táchira (oeste) donde murieron ocho personas, hecho que lamentó "profundamente".

El organismo, vinculado a la Organización de Estados Americanos (OEA), expresó su preocupación "por los altos índices de violencia en los centros penitenciarios venezolanos", así como "por la tenencia de armas de fuego de grueso calibre" por parte de los miembros de las organizaciones criminales que permanecen recluidos.

Así, la CIDH recordó al Estado venezolano su obligación de "garantizar la vida e integridad de las personas privadas de libertad, así como de los funcionarios que laboran en los centros de detención".

"Los Estados tienen la responsabilidad de adoptar medidas de seguridad para proteger a las personas sujetas a su jurisdicción, deber que es más evidente al tratarse de personas privadas de libertad, sobre las que el Estado se encuentra en una posición de garante", reza el comunicado facilitado por la comisión.

El documento hace referencia a los últimos enfrentamientos entre presos y funcionarios de prisiones en el Centro Penitenciario de Occidente, en el estado de Táchira, donde este martes murieron ocho reos, tres de ellos por heridas de armas de fuego, otros tantos por arma blanca y dos quemados. En el mismo centro, el pasado 12 de abril un motín acabó con la vida de otros siete presos.

En relación a estos hechos, la CIDH lamentó lo ocurrido al tiempo que se solidarizó "con las familias de los internos muertos violentamente y con los custodios que resultaron heridos".