16 de abril de 2010

Venezuela investiga si la muerte de indígenas Yanomami se debió a la explotación ilegal de minas de oro

CARACAS, 16 Abr. (Reuters/EP) -

Las autoridades venezolanas están investigado si la muerte de varios indígenas de la remota región de Yanomami, cerca del río Orinoco, ha sido provocada por los residuos de una explotación ilegal de una mina de oro, según informaron fuentes de la Fiscalía.

Soldados e investigadores venezolanos han viajado esta semana a la aldea de Parima B, en la región del Amazonas cerca de la frontera con Brasil. Los efectivos usaron intérpretes para tratar con los ancianos de la aldea sobre la muerte de seis indígenas de Yanomami.

La oficina del Fiscal General informó ayer jueves mediante un comunicado que aparentemente la contaminación de minas ilegales provocaron la muerte de un hombre, un líder de la aldea Momoy, y tres mujeres.

El comunicado añadió que dos jóvenes murieron aparentemente tras ser rociados con un líquido por otras personas que no han sido identificadas, sin especificar cuando se produjeron éstas muertes y ni si están relacionadas o no con los residuos contaminantes.

En la década de 1980, la explotación ilegal de minas de oro en la región, especialmente en el lado brasileño, contagió enfermedades a un 20 por ciento de los indígenas de las tribus.

La tribu de los Yanomami, con una población de cerca de 30.000 personas situada entre Venezuela y Brasil, está considerada como la mayor tribu aislada del Amazonas, que hasta hace 50 años, su contacto con el exterior era muy limitado.

Los miembros de la tribu viven en chozas comunales circulares construidas en torno a un patio. Los hombres cazan en busca de alimento y las mujeres se encargan de las cosechas en campos abiertos.