27 de julio de 2012

Un total de 523 reos han muerto desde que Chávez creó el Ministerio de Servicios Penitenciarios hace un año

CARACAS, 27 Jul. (EUROPA PRESS) -

Un total de 523 reos han muerto desde que el Gobierno de Hugo Chávez ordenó en julio del año pasado la creación del Ministerio de Servicios Penitenciarios con el objetivo de poner fin a la crisis que viven las cárceles venezolanas.

Chávez, quien se estaba sometiendo a un tratamiento contra el cáncer, puso a Iris Varela, una de sus aliadas, al frente de ese nuevo ministerio a fin de que existiese una figura a cargo exclusivamente de los problemas de los 34 centros penitenciarios.

De acuerdo con un informe presentado por la ONG Una Ventana a la Libertad, desde que se puso en marcha el ministerio, en julio del año pasado, han muerto un total de 523 presos en diferentes hechos de violencia y otros 1.967 resultaron heridos.

Carlos Nieto Palma, coordinador general de la ONG, ha calificado de "alarmante" esta cifra considerando que uno de los objetivos del nuevo Ministerio de Servicios Penitenciarios era precisamente frenar la violencia dentro de las cárceles.

En la investigación, denominada 'Un año de conflictos carcelarios', el Observatorio Venezolano de Conflictividad Social señala que durante el primer año de gestión de Varela hubo un total de 398 protestas en los centros penitenciarios, de las cuales 142 estuvieron acompañadas de huelgas de hambre.

Para Nieto lo "más preocupante" es que durante este año de gestión de Varela no se hayan producido detenciones de personas vinculadas a los hechos ilícitos que se registran en los penales a diario, ni tampoco se tiene información concreta de los motines que han tenido lugar y en los que han muerto decenas de presos.

En las 34 cárceles venezolanas se encuentran recluidas unas 45.000 personas, pese a que su capacidad es para unas 14.500. Según ambas ONG, el hacinamiento es de un 300 por ciento y eso es lo que provoca, en gran medida, los enfrentamientos y los graves problemas de insalubridad.