10 de noviembre de 2016

Expertos reiteran que aún no se puede demostrar una "relación directa" entre zika y microcefalia

BRASILIA, 10 Nov. (Notimérica) -

Los expertos reunidos en el reciente 'Simposio internacional sobre zika' celebrado en Río de Janeiro han coincidido en que las mujeres que viajen embarazadas a un lugar con un brote de zika supone "jugar con fuego sin necesidad".

Según 'Caribbean News', un miembro de la Organización Panamericana de la Salud (OPS) Enrique Vázquez, ha comentado en el foro que finaliza hoy jueves que "el dengue lleva décadas entre nosotros y nadie ha dejado de viajar a países con esta afección".

Además, este participante del foro celebrado en Río ha señalado que "a día de hoy no se puede demostrar una relación directa" entre los casos de bebés con microcefalia y el contagio del virus en mujeres embarazadas. "Puede ser la suma del zika y otros virus lo que provoque este problema", ha asegurado.

Durante el congreso se ha realizado una evaluación sobre los lugares que sufrieron brotes de zika a principios de años, que se encuentran prácticamente inmunes en la actualidad. Por otro lado, se ha abordado la posibilidad de contagio en el país para los próximos meses.

El profesor de Epidemología y Medicina de la Universidad de Yale, Albert Icksang Ko, ha afirmado que es imposible la repetición del virus en aquellos que ya hayan sido infectados. Por tanto, "estas personas 'vacunadas' generan una especie de 'efecto rebaño' en el resto de la población, que permanece en un estado de 'semi-inmunidad'", ha concluido.

Este encuentro ha reunido a varios expertos de distintos países y ha analizado la situación de otros virus transmitidos por el mosquito Aedes Aegypti, como el dengue o la chikunguña. Otros de los aspectos tratados durante las conversaciones han incluido la necesidad de establecer medidas de cooperación internacional para erradicar el contagio.

Además, el foro ha sido organizado por la Academia Brasileña de Ciencias (ABC), la Fundación Oswaldo Cruz (Fiocruz) y la Academia Nacional de Medicina (ANM). La reunión se ha celebrado un año después de que Brasil declarara una situación de emergencia sanitaria por diversos casos de bebés con microcefalia.